domingo, 24 de septiembre de 2017

Alitas de pollo al estilo vietnamita



Así como en cocinas como la oriental o las americanas, es habitual encontrar recetas de alitas de pollo, en el recetario español tradicional no aparecen. De hecho en el libro de Simone Ortega (1080 recetas) ni siquiera aparecen.
La influencia del Fast Food y de otras cocinas, hacen que adquiramos costumbres nuevas en lo relativo a ingredientes y sabores que a su vez modificamos para adaptarlos a nuestros gustos.
Las alitas, tienen un encanto especial por cuanto por su forma de cocinarlas resultan crujientes y deben ser comidas con las manos con el toque primitivo que ésto representa.

FUENTE: Epicurious



INGREDIENTES
  • 1,5 kg. de alitas de pollo.
  • Un diente de ajo.
  • Una pastilla de caldo de pescado.
  • Cacahuetes crudos.
  • Cilantro fresco  y en polvo.
  • Aceite de girasol.
  • Azúcar. (media taza)
  • Guindillas (opcional).
  • Sal.

ELABORACIÓN 
  • Precalentar el horno a 200º C.
  • Colocar papel de horno sobre una fuente y sobre ella una rejilla.
  • Ir colocando las alitas sobre la rejilla y pincelarlas con una mezcla de aceite, sal y cilantro en polvo. 
  • Hornear durante 30 minutos o hasta que estén bien doradas.
  • Pelar el diente de ajo y trituralo o picarlo fino. Disolver en agua caliente la pastilla de caldo.
  • Tostar los cacahuetes en una sartén y picarlos. Picar también las guindillas si se van a utilizar.
  • Mientras se hornean las alitas, cubrir el fondo de un cazo con una ligera capa de azúcar y calentar hasta que se funda. Añadir más azúcar e ir formando un jarabe. Retirar del fuego y añadir el ajo triturado, remover con una cuchara de madera y añadir el caldo de pescado (la mitad de cantidad que el azúcar utilizado). Remover y reservar.
  • Colocar las alitas horneadas en una fuente, distribuir el jarabe por encima y espolvorear con los cacahuetes (y guindillas) picados.
  • Preparar servilletas húmedas para limpiarse los dedos.