martes, 13 de septiembre de 2016

Gratinado de gambas con queso






Una buena solución para un aperitivo o, en fuentes individuales, para un plato fuerte tras una ensalada o una sopa fría.

FUENTE: La Cucina Italiana




INGREDIENTES

  • Un kg de tomates maduros.
  • 400 g. de gamba pelada.
  • 200 g. de queso feta.
  • Una cebolla.
  • Un diente de ajo.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Perejil.
  • Sal y pimienta.

ELABORACIÓN
  • Lavar los tomates y hacerles un corte en cruz en uno de los extremos.
  • Poner a calentar agua en un cazo y cuando hierva, sumergir los tomates y escaldarlos durante un minuto.
  • Sacarlos a un plato y, cuando se enfríen, pelarlos, despepitarlos y trocearlos. Reservar.
  • Pelar y picar la cebolla.
  • En una cazuela, calentar dos cucharadas de aceite y rehogar la cebolla picada unos minutos. Cuando comience a transparentar, añadir el tomate troceado y salpimentar. Tapar, bajar el fuego y cocinar durante treinta minutos, vigilando para que no se quede muy seco el sofrito. En ese caso, añadir un poco de agua.
  • Precalentar el horno a 180º C.
  • Mientras, picar ajo y perejil y añadir al sofrito. Dar unas vueltas y comprobar el punto. Corregir si es necesario.
  • Prepara unas fuentes individuales y coloca una cama del sofrito. Sobre ella, coloca las gambas y cubre con el queso desmenuzado.
  • Colocar las fuentes en una placa de horno y hornear (a 170º C) durante 10/15 minutos o hasta que el queso comience a dorarse.
  • Sacar del horno y servir caliente.