sábado, 3 de marzo de 2012

Tagliatelle al nero di sepia con gambas y salsa cremosa de tomate


El original, era "Capellini con camarones y salsa cremosa de tomate".
Las limitaciones del mercado, nos impidieron encontrar los Capellini (fideos cabello de ángel largos), pero encontramos Tagliatelle teñidos con tinta de sepia que dieron un color original al plato y, quizás algo de sabor. Por otra parte,  es mas fácil encontrar gambas que camarones.
Pero, ya podían estar buenos los  de la receta original, para superar a estos que os presentamos.


INGREDIENTES


  • 3 Cucharadas de aceite de oliva.
  • 500 g. de colas de gambas.
  • 3 dientes de ajo.
  • 1/4 cucharadita de orégano seco.
  • 1/4 cucharadita de Sichimi Togarassi (7 especias japonesas).
  • 1/2 vaso de vermouth rojo.
  • 500 g. de tomates rojos.
  • Una rama de apio.
  • Un brick de crema de leche.
  • 1/2 cucharada de zumo de limón.
  • 250 g. de Tagliatelle al nero di sepia (Pastas Gallo Gourmet




ELABORACION


  • Escaldar los tomates, pelarlos y cortar en dados. Reservar.
  • Preparar las gambas. Si son frescas, pelarlas desechando cabezas y caparazón. Si son congeladas, dejarlas a temperatura ambiente. Reservar.
  • Calentar el aceite en un sartén grande y cocinar las gambas con los dientes de ajo picados, el orégano, el  Sichimi Togarassi y un poco de sal, hasta que empiecen a dorarse.
  • Agregar el vermouth y subir el fuego para que evapore. Poner después el tomate y cocinar durante 10  minutos.
  • Añadir la nata y cocinar a fuego lento hasta que espese.
  • Mientras, en una cazuela aparte, hervir la pasta con agua bastante salada (2 cucharadas de sal por cuatro litros de agua). Cuando esté al dente, pasar por un escurridor. Reservar una taza de agua decocción.
  • Colocar la pasta en la fuente en que vayamos a servir. Cubrir con la salsa de gambas y tomate, a la que previamente habremos añadido el zumo de limón. (si la salsa hubiera quedado muy espesa, aclarar con el agua de cocción reservada)