miércoles, 28 de agosto de 2013

Carrilladas Ibéricas con Setas Shii-Take

A raiz de un reciente viaje a Extremadura, conseguimos unas carrilladas de cerdo ibérico.
Anteriormente, ya las habíamos cocinado, tanto de cerdo, como de ternera.
Y nos había gustado el sabor y la consistencia que presentan.
Las cocinamos hoy con el complemento de setas japonesas, que podéis encontrar fácilmente en las estanterías de los supermercados o en establecimientos de comida oriental.

INGREDIENTES


  • Carrilladas de cerdo ibérico.
  • Un frasco de setas Shii-Take (350 g. neto)
  • Una cebolla.
  • Dos zanahorias.
  • Dos dientes de ajo.
  • Tomillo.
  • Dos hojas de laurel.
  • Pimienta negra.
  • Dos vasos de vino tinto.
  • Aceite de oliva Virgen extra.
ELABORACIÓN
  • El día anterior a la elaboración del plato, ponemos a marinar las carrilladas bien limpias, con las verduras picadas, las especias y el vino tinto. Colocamos en la nevera al menos cinco horas. Si no quedaran bien cubiertas, les damos la vuelta de vez en cuando.
  • Para su preparación, separamos las carrilladas de las verduras, que escurrimos, y reservamos el liquido del adobo.
  • En una sartén, doramos con aceite las carrilladas y añadimos, cuando estén a medio dorar, las verduras que habíamos escurrido.
  • Cuando las verduras empiecen a tomar color, añadimos agua hasta cubrir todo y dejamos a fuego suave hasta que la carne esté tierna.
  • En un cazo aparte, calentamos el líquido de la marinada para reducirlo. Una vez a nuestro gusto, lo agregamos al guiso.
  • Escurrimos las setas, las pasamos por harina y las salteamos en una sartén con un poco de aceite. Reservamos.
  • Una vez tierna la carne de las carrilladas, añadimos las setas y mezclamos suavemente todo, acabando de cocinarlo quince minutos a fuego muy suave.