lunes, 19 de diciembre de 2011

Kasseler

El Kasseler, (pronunciar Kasler) es un filete de carne de cerdo preparado en salazón y algo ahumado (aquí se conoce como chuleta de Sajonia). Forma parte de un plato alemán que se sirve habitualmente en las cervecerías y que consta además de una salchicha (la clase depende de la zona) y como guarnición puré de patata y sauerkraut (para nosotros chucrut).

El Kasseler, se puede preparar frito, hervido o asado.
Sabiendo lo que me gusta este plato, me lo preparó en una reciente visita mi amiga María Luisa  (si, la de la receta de la pechuga de pavo en escabeche).
Durante la comida, me estuvo haciendo algunos comentarios gastronómicos que, viniendo de una persona con su experiencia, me resultaron muy interesantes.
Es evidente que el "chucrut" era de bote, (no debe ser muy rentable ponerte a macerar la col), pero ella lo enriquece con manzana y cebolla que previamente hace "sudar" en una cazuela a fuego muy lento y que no es necesario trocear previamente pues se cocina tapado y a fuego muy bajo.
Me resultó curiosa la anécdota que me refirió acerca de una vez que recibió una visita de una amiga belga que la encontró en la cocina preparando una fondue. La amiga le comentó que para los belgas, la fondue es una forma de salir del paso cuando no se quiere cocinar mucho y que no es como en España algo especial. Y le dio una buena idea,  para evitar tener que comprar muchas salsas y que luego se pongan malas en la nevera.
 Consiste en preparar tres salseras, poner mayonesa en las tres, poner unas gotas de zumo de limón también en las tres y luego completar la primera con Ketchup y remover, la segunda con curry y remover y la tercera con cebolla picada muy fina, un poco de mostaza y perejil picado. Y remover.
Así conseguimos tres salsas de tres colores y que son casi el compendio de todas las que nos venden envasadas.