miércoles, 21 de mayo de 2014

Cordon Blue


El nombre lo hace muy sonoro (hay quien lo llama "Cordon Bleu"), en su momento era ofrecido como "delicatessen" en las cartas de restaurantes. Se ha llegado a hacer con bechamel, lo que debería ser incomible.
Lo cierto es que es cocina fácil y sabrosa, del gusto de todos y que se puede preparar con antelación e incluso congelar.


INGREDIENTES


  • Pechugas de pollo medianas.
  • Jamón de York en lonchas.
  • Queso en lonchas.
  • Pan rallado.
  • Harina.
  • Huevos.
  • Aceite de oliva virgen
  • Sal y pimienta
ELABORACIÓN
  • No he puesto medida pues es una pechuga por persona mas las lonchas de jamón y queso.
  • Hacemos un corte a las pechugas a lo largo por su mitad, de forma que podamos introducir en medio el jamón y el queso. Reservamos.
  • Preparamos un plato con harina, sal y un poco de pimienta. Un plato con huevo batido reducido con un poco de agua. Y un plato con pan rallado.
  • Vamos pasando las pechugas rellenas sucesivamente por harina, huevo y pan rallado y las colocamos en una fuente que dejamos en la nevera al menos una hora.
  • Calentamos el horno a 180º.
  • En una sartén grande, calentamos aceite y vamos colocando las pechugas hasta que se doren por las dos partes. Según las sacamos, las dejamos que escurran sobre papel de cocina y las pasamos a una bandeja para horno cubierta con papel para hornear.
  • Horneamos quince minutos (dependerá del grosor).