jueves, 31 de octubre de 2013

Risotto con Setas y Champiñones


Desde que hice el "Risotto con Coliflor y Brie", no había vuelto a cocinar el arroz de ésta manera.
Al ver que es la época de las setas y vuelven a aparecer en los estantes de los supermercados, me acordé del mas famoso de todos los risottos, el "Funghi Porcini".
Lo he hecho, sin embargo a mi manera, con lo que se abarata el precio final. Con setas y champiñones normales.

INGREDIENTES

  • Un paquete (500g.) de arroz (Arborio o Carnaroli)
  • 350 g. de setas y champiñones.
  • Un litro de caldo de pollo.
  • Una cebolla tierna.
  • Dos dientes de ajo.
  • Un vaso de vino blanco.
  • Mantequilla .
  • Queso parmesano.
  • Azafrán.
  • Sal y pimienta.
ELABORACIÓN
  • Picamos fino la cebolla y el ajo y los rehogamos en la cazuela en que vayamos a cocinar el arroz. Cuando comience a tomar color, añadimos setas y champiñones troceados. Dejamos que se cocine bien hasta que esté seco, que los ingredientes hayan soltado todo el agua.
  • Dejamos el fuego suave. Añadimos el arroz y damos una vuelta a todo con una cuchara de madera. Agregamos el vino y un cazo de caldo de pollo. Es muy importante que tanto el vino como el caldo, estén calientes cuando se incorporen al arroz.
  • A partir de este momento, todo consiste en remover lentamente hasta que se evapore el caldo y volver a incorporar otro cazo y seguir removiendo. Así hasta que se consiga el punto de arroz que deseemos. Hay que lograr que el arroz suelte todo su almidón. La textura es cremosa exterior y "al dente" cuando se mastica.
  • Cuando conseguimos el punto deseado, apagamos y retiramos del fuego. Entonces añadimos el parmesano rallado y la mantequilla, dos o tres cucharadas de cada y removemos suavemente.